Un amor indeciso se ha acercado a mi puerta...

Y no pasa; y se queda frente a la puerta abierta.

yo le digo al amor:

- ¿Qué te trae a mi casa?

Y el amor no responde, no saluda, no pasa...

es un amor pequeño que perdió su camino:

Venía ya la noche... Y con la noche vino.


¡Qué amor tan pequeñito para andar con la sombra!...

¿Qué palabra no dice, qué nombre no me nombra?.

Y no sabe morir ni vivir: Y no sabe que el mañana es tan solo el hoy muerto...


El cadáver futuro de este hoy claro, de esta hora cierta...

Un amor indeciso se ha dormido a mi puerta...

Al mago de las puertas!

Ana Mendoza

Vistas a la página totales

lunes, febrero 20, 2012

la luna de tarde



Quedaré para siempre

en esa locura

que arropa los sentidos

donde todo nos sobra

en un espacio abierto

de camas vacías

noches de espera

donde me quedaré

siempre

y para siempre

un par de palabras huecas

no cabe en nuestras vidas


En esas tardes

donde se adelanta la luna

triste disimula

las brutales despedidas

nos asomamos

a recordar los destellos

de quedarnos y querernos

siempre

tu sonrisa en deuda,

tus manos marchitas

todo aquello que nos dice

que no vives,

que no tienes.

No hay comentarios.: