Un amor indeciso se ha acercado a mi puerta...

Y no pasa; y se queda frente a la puerta abierta.

yo le digo al amor:

- ¿Qué te trae a mi casa?

Y el amor no responde, no saluda, no pasa...

es un amor pequeño que perdió su camino:

Venía ya la noche... Y con la noche vino.


¡Qué amor tan pequeñito para andar con la sombra!...

¿Qué palabra no dice, qué nombre no me nombra?.

Y no sabe morir ni vivir: Y no sabe que el mañana es tan solo el hoy muerto...


El cadáver futuro de este hoy claro, de esta hora cierta...

Un amor indeciso se ha dormido a mi puerta...

Al mago de las puertas!

Ana Mendoza

Vistas a la página totales

martes, noviembre 15, 2011

Me has enseñado…….


Con ayuda de ese talento que tienes para llegar a mis rincones, con tus pupilas abiertas atentas y expresivas, a inundarme y a divertirme de esos días de aguda lluvia… de los canalillos en las mejillas cuando las lagrimas punzan y duelen menos que simular las sonrisas, a que ser tan intensa como un sol de mediodía, es una ventaja, un regalo de la vida, un Don que Dios me ha dado y que en medio de todos los seres que conoces hacen la diferencia que tanto amas, que aun bajo la lluvia te recuerde el sol y en la memoria te acompañen mis sonrisas, me has enseñado que podemos reírnos de la teclas rotas y de todos los pianos sobre la cabeza. Te adueñas de mi mundo de palabras como un vicio, y volvemos a este círculo donde somos uno que lee y escribe… que escribe y que lee.

No hay comentarios.: